Joven mexicana desarrolla helicóptero que será usado para aterrizar en Marte

María Regina Apodaca Moreno se sintió inspirada al ver Viaje a las Estrellas (Star Trek) y decidió encaminar su vida a ser ingeniera aeroespacial, igual que el personaje de Scotty, el ingeniero de la nave estelar Enterprise.

Aunque le dijeron que era película, ficción, y que en este país no teníamos ese nivel, María Regina nunca dejó sus sueños: transformó su frustración en perseverancia y obtuvo un lugar en la licenciatura de Física, en la Facultad de Ciencias de la UNAM.

A sus 22 años realizó una estancia de cuatro meses en un programa de internos en el Centro de Investigación Ames de la NASA, en California. “Es un programa para ser interno en la NASA, lo logré después de año y medio de hacer la solicitud”, compartió.

María Regina fue una de cinco internos extranjeros. Los otros cuatro provenían de Suecia, cursaban la maestría y del grupo ella fue la única mexicana y de licenciatura. “También había otros internos de Estados Unidos, de diversas edades”, dijo.

El compromiso era hacer la tesis sobre un tema asociado a una investigación de la agencia estadounidense. “La experiencia me ayudó a desarrollar mi trabajo, que será sobre un helicóptero que la NASA volará sobre Marte en la misión planeada para 2020”.

Será el primer vehículo en despegar y aterrizar (amartizar) varias veces fuera de nuestro planeta. La estudiante realizó simulaciones de vuelo de un modelo a escala.

“Fabriqué el modelo del helicóptero como un proyecto de divulgación para niños que explicara lo que estamos haciendo. Hice una versión juguete respetando las características más importantes del equipo”, explicó.

Para su tesis, Regina ha hecho varias simulaciones para conocer la interacción entre el aire y la arena del suelo con el helicóptero. “Cuando estos equipos aterrizan generan una enorme nube de polvo. Como en la superficie de Marte hay algo parecido a arena, no queremos que dañe sensores o al helicóptero mismo”.

Así, el proyecto de la joven mexicana consiste en dar los primeros pasos para determinar si la nube de polvo sería un problema para la misión en Marte y para comprobar que “tenemos la tecnología para volar en otro planeta”.

La misión de María Regina no concluye con el diseño del helicóptero, ya que una vez que concluya su licenciatura, la joven desea cursar un posgrado en el extranjero. “Quiero estudiar ingeniería aeroespacial o instrumentación astronómica; luego quiero regresar y aplicar mis conocimientos aquí”, asegura.

https://www.youtube.com/watch?v=sViUdOfPPwg