Inclusión digital para los mexicanos

El estudio de la Asociación Mexicana de Internet (AMIPCI) en torno a los hábitos de los mexicanos al navegar, arrojó que la penetración del acceso a Internet ronda el 63 por ciento.

En este contexto, resulta el proyecto México Conectado que desde la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) se implementa con miras a cumplir el mandato constitucional. De acuerdo con Javier Lizárraga Galindo, titular de la Coordinación de la Sociedad de la Información y el Conocimiento de la SCT, se trata de un proyecto multidisciplinario que incluye desarrollo tecnológico y alfabetización digital.

Pero, ¿qué es México Conectado? “Es un proyecto que se conforma por dos importantes ejes rectores, el primero es el relacionado con garantizar el acceso a Internet a través de sitios públicos y el cual cuenta ya con 100 mil sitios conectados; y el otro eje es el relacionado con la inclusión digital” dice Javier Lizárraga.

Actualmente cuentan con 101 mil sitios contratados, la mayoría brindando el servicio a través de 14 operadores e indica que el proyecto no es una red, es un administrador de contratos, a los cuales se llega a través de licitaciones. Se involucran las secretarías de educación y salud estatales, así como representantes municipales.

“No solo se trata de proveer la conectividad y ya, se debe contar con una estrategia que garantice que el acceso a Internet sumará a la formación de las personas o al crecimiento de su actividad económica. En ese contexto, debemos decir que de los 101 mil sitios con los que contamos actualmente, 60 mil son con educación; es decir, 60 mil sitios de conexión son a través de escuelas —preprimarias, primarias, secundarias e incluso universidades—, nosotros damos la conectividad y la escuela proporciona la red interna, esto lo logramos a través de una alianza con la Secretaría de Educación Pública (SEP), la cual está proveyendo equipamiento en algunas escuelas.”

La ruta es la siguiente: al llegar a un centro, el usuario puede navegar solamente, para lo cual se le proporciona el equipo (computadora o tablet); otro camino consiste en inscribirse, se somete a un cuestionario de evaluación y un especialista determina sus necesidades de aprendizaje. Este trabajo está pensado para aquellas personas que incluso nunca han tenido contacto con la computadora o el Internet, tales como adultos mayores o niños de escasos recursos.

El tercer camino consiste en cursos y talleres de robótica. El último aspecto es la impartición de cursos de emprendimiento e innovación, este apartado lo consideran de suma importancia porque es el que se encamina al desarrollo económico, tanto de las personas que aprovechan el programa como del país en general.

Para saber dónde se encuentran tanto los centros como los puntos, basta con ingresar a la página www.mexicoconectado.gob.mx y ahí encontrarán un mapa con la localización de los centros; asimismo, en aquellas escuelas que forman parte del programa, se encuentran ubicados letreros que versan puntos de acceso a Internet e incluso especifican con qué proveedor se encuentra contratado el servicio.